Europarlamentarios instan a que no se renueve la autorización del glifosato

Imagen:
Chafer Machinery

Hace unas semanas, anunciábamos la intención de la Comisión Europea de renovar quince años más la autorización de los herbicidas basados en glifosato. La propuesta de la Comisión no fue aprobada en el Consejo Europeo, y ahora son los europarlamentarios del Comité de Medio Ambiente (ENVI) quienes han publicado su rechazo a proseguir con la renovación de la autorización mientras no se aclaren las dudas en lo referente a la seguridad de esta sustancia. Entre otras cosas, instan a que la EFSA y la Comisión Europea compartan los estudios en los que se han basado, ya que una de las claves de la controversia radica en que su decisión se fundamenta en estudios realizados por las propias empresas y no publicados.

Título: 
Glifosato: europarlamentarios instan a que no se renueve su autorización
Origen: 
Parlamento Europeo
Autor/a: 
Comité ENVI Parlamento Europeo
Fecha: 
Martes, 22 Marzo, 2016

Mientras siga habiendo dudas sobre la carcinogenicidad y propiedades como disruptor endocrino del herbicida glifosato, utilizado en cientos de aplicaciones agrícolas, forestales y de jardinería urbana y doméstica, la Comisión Europea no debería renovar su autorización. En vez de esto, debería encargar una revisión independiente y publicar todos los datos científicos utilizados por la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) para evaluar el glifosato, declararon el pasado martes los europarlamentarios del comité de Medio Ambiente.

La Comisión Europea no debería renovar la aprobación de la sustancia herbicida glifosato en el mercado europeo durante otros quince años, hasta 2031, sin ninguna restricción tal y como se propone, afirmaba el Comité de Medio Ambiente en una resolución aprobada por 38 votos a 6, con 18 abstenciones.

"El hecho de que tengamos que recurrir a una objeción parlamentaria muestra que hay algo que no funciona bien en el proceso de toma de decisiones", dijo el parlamentario Pavel Poc (S&D, República Checa), quien redactó el borrador de moción.

"El glifosato ha sido clasificado como probablemente carcinogénico por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Mientras que la industria afirma que la sustancia puede metabolizarse por completo, ahora está claro que los residuos del glifosato se encuentran en todas partes: en el medio, en numerosos productos que consumimos a diario, en nuestro organismo", continuó.

Publiquen los datos científicos

¿Publicarán la Comisión Europea y la EFSA los estudios en los que se basa su propuesta? ¿Por qué proponen autorizar el glifosato otros 15 años, el período más largo posible? Necesitamos que esos estudios se hagan públicos, y deberíamos esperar a tenerlos. Es necesario evitar cualquier incertidumbre antes de continuar con la aprobación de una sustancia cuyo uso está tan generalizado. Así es como debería aplicarse el principio de precaución", concluyó.

Esta resolución no vinculante hace un llamamiento al ejecutivo de la UE para que elabore un nuevo borrador. Los europarlamentarios quieren que la Comisión Europea y la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria "publiquen inmediatamente todos los datos científicos en los que se han basado para la clasificación positiva del glifosato y la reautorización que proponen, dando prioridad al interés público".

La Oficina Alimentaria y Veterinaria europea debería también realizar un análisis y seguimiento de los residuos de glifosato en alimentos y bebidas, añade.

Próximos pasos

La moción de resolución, firmada por Kateřina Konečná (GUE/NGL, República Checa), Bas Eickhout (Greens/EFA, Países Bajos) y Piernicola Pedicini (EFDD, Italia), en nombre de sus respectivos grupos políticos, y por los europarlamentarios Mark Demesmaeker (ECR, Bélgica), Sirpa Pietikainen (EPP, Finlandia) y Frédérique Ries (ALDE, Bélgica) será sometida a votación en la sesión plenaria del 11-14 de abril en Estrasburgo.

Los expertos nacionales pertenecientes al Comité Permanente de Plantas, Animales, Alimentos y Piensos (Sección de Fitosanitarios) votarán para adoptar o rechazar la propuesta de la Comisión por mayoría cualificada en mayo. Si no se alcanza una mayoría de este tipo, será la Comisión Europea quien decida.

Compártelo: